En el caso de la música

Hace muchos años escuchaba cada día un programa de música en Radio 3, con una cinta virgen en la cadena musical, preparada para darle al botón de REC en cuanto sonase un tema que me interesase. El precio de la música era demasiado para mi bolsillo, la radio y el intercambio de discos era la única forma de tener acceso a algo que me apasionaba. Cuando tenía algo de dinero ahorrado y me disponía a comprar el nuevo álbum de mi banda preferida, me enteraba de que no había salido en España, o tenía que pedirlo en algún catálogo como los de Tipo. Todo aquello era equiparable a ser numismático hoy en día.

Después llegó Napster, y como bien dice el personaje que da vida a uno de sus fundadores, Sean Parker, en la película The Social Network, perdió en los tribunales pero destrozó a sus adversarios, el mundo de la música cambió para siempre. El caso de Napster fue una batalla entre una industria y su mercado al que no estaba tratando bien. Sólo hizo falta que alguien organizase a ese mercado para que las cosas cambiasen. Desde la aparición de Napster, fueron apareciendo otros programas de descargas como AudioGalaxy, Kaza y Emule. Hoy en día existen servidores que ofrecen una gran capacidad de almacenamiento para sus usuarios, y están siendo utilizados para el mismo fin, ofreciendo una velocidad de descarga mayor y evitando la necesidad de descargar una aplicación.

La aparición de Myspace, fue otra revolución en el mundo de la música. Ya no sólo la piratería era la gran enemiga de las discográficas, debían enfrentarse a una competencia mucho mayor, ya que Myspace era una plataforma de promoción a la que todo el mundo tiene acceso y permite a las bandas tener un contacto directo con los seguidores o posibles seguidores. Muchas bandas ahora conocidas internacionalmente dieron a conocer su música a través de este medio y muchas otras optaron por ofrecer gratis su música en la red, en el caso de Radiohead, incluso antes de que su álbum saliese a la venta. Más tarde apareció YouTube donde además de videos de todo tipo, incluyendo los musicales, se pueden encontrar infinidad de canciones.

El poder del miedo parece superar a la capacidad de adaptación de muchos empresarios. Esto llevó en España a imponer un canon digital en beneficio a la SGAE declarado recientemente ilegal por la Comunidad Europea, ya que grava indiscriminadamente, pero sólo el que grava a las empresas, así que los consumidores no notaremos el cambio.

Hoy en día, las descargas ilegales de música son imparables, y superan por mucho a las legales. Dentro de las descargas legales, Itunes acapara el 70%. En un principio Itunes vendía música con DRM y defendía una política de precio único. Las siglas DRM en español se traducen como gestión de derechos digitales, esto supone que el material descargado presenta unas limitaciones en cuanto a su copia y distribución, por ejemplo, sólo puede usarse en un determinado número de equipos o copiarse una serie de veces. Itunes decidió ofrecer música sin DRM, pero esto supuso romper con la política del precio único, los grandes éxistos subirían el 30% y los pertenecientes a la larga cola valdrían un 30% menos. Con su tienda de música online, Apple incentiva y publicita sus reproductores, Iphone, Ipod, Ipad…Hace sólo unos días que inauguró un nuevo servicio de alquiler y venta de películas en España, un servicio con muchas carencias pero cuyo lanzamiento “casualmente” coincide con el de Apple TV.

El término de larga cola, presentado como un nuevo modelo económico favorecido por Internet, fue acuñado por Chris Anderson, tras analizar datos de tiendas online como Amazon, que obtiene entre el 25 y 30 % de sus ingresos de la venta de los libros que no son los habituales superventas. Gracias a que no hay restricciones físicas y que los costes marginales tienden a cero, el catálogo de las tiendas online puede ser mucho más amplio. De esta forma el mercado digital rompe con la ley de Pareto o regla del 80/20, que recomendaba centrarse en el 20% de los productos y usuarios para obtener el 80% de los ingresos. Con el long tail se pasa de los mercados de masas a los mercados de nicho, de la imposición a la elección.

Volviendo a la música, en Europa le ha salido un competidor a Itunes, Spotify, una aplicación para la reproducción de música vía streaming. Spotify realiza recomendaciones musicales, permite al usuario crear sus propias listas y compartirlas, también puede conectar con su cuenta en facebook y posibilita  la compra de muchos de los temas de su catálogo. Con sus versiones Free y Open es posible reproducir toda la música de su catálogo de forma gratuita, financiada por la publicidad que ofrece de forma esporádica el reproductor. Se accede a la versión Free recibiendo una invitación de otro usuario, la versión Open está abierta a todo el mundo y tiene una limitación de 20 horas mensuales. Además ofrece una versión Premium y otra Unlimited. Con la versión Premiun se puede reproducir el catálogo musical en algunos dispositivos móviles, incluso sin conexión a la Red. La única ventaja de la Premiun respecto a la Free es que no hay interrupciones publicitarias. Este modelo sigue la teoría de Chris Anderson quien dijo que “El futuro de los negocios es la prestación gratuita de servicios a los usuarios”. Los costes marginales de producción y distribución en Internet tienden a cero, por lo tanto, los precios también deben tender a cero: GRATIS.

Hay infinidad de productos que vender, así que las estrategias de marketing para dar a conocer los productos también han cambiado. Antes la mayoría de emisoras de radio te bombardeaban con los éxitos del momento, eso no es que haya cambiado mucho..Pero ahora puedes elegir entre muchas más emisoras de radio, locales, nacionales o extrajeras, descargar tus programas favoritos y escucharlos en cualquier momento e incluso subir tus propios podcast a la red. Personalmente solía recurrir a publicaciones y revistas musicales para informarme sobre las novedades, ahora toda la información está en la red, visitando revistas online, páginas con reseñas de críticos y blogs temáticos, y con la sindicación de contenidos RSS accedo en una sóla página a todas las novedades de los sitios de interés que haya seleccionado. La búsqueda de información se puede realizar mediante buscadores generalistas, especializados o sitios como Delicious basados en las tags o etiquetados sociales para organizar la información en categorías. Las redes sociales, las recomendaciones y votaciones incluso en las propias tiendas online, los rankings, los foros…complementan al boca oreja. La información es infinita, asistimos a la globalización y democratización de la información y la cultura.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Redes sociales. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s